Juventud y perspectivas - Editorial en La Vanguardia

08/05/2017

 

Editorial acerca del estudio sobre futuro laboral de los jóvenes en España elaborado por GAD3 para Fundación AXA y Educa 20.20.

 

Ver editorial en la web de La Vanguardia

 

LAS perspectivas que tienen los jóvenes españoles de entre 16 y 19 años no son nada halagüeñas: seis de cada diez (siete de cada diez en Catalunya) piensan que tendrán que ir a trabajar fuera de España porque aquí no encontrarán trabajo en la profesión en la que se van a formar y porque, además, no van a poder prepararse adecuadamente para el mercado laboral, una tendencia que es más acusada entre los universitarios que entre los que estudian una formación profesional.

 

Un trabajo demoscópico realizado entre 12.000 jóvenes españoles por el Instituto GAD3, la fundación AXA y Educa 20.20 revela la escasa esperanza que tienen los jóvenes en realizarse profesionalmente en su propio país y el hecho de que cada día son más los que asumen la emigración como un futuro probable, algo que por otra parte es normal en otros países. Lo que sin duda debería ser un hecho positivo, estudiar o trabajar en el extranjero, se convierte en lo contrario porque la idea que se tiene de la emigración en España es socialmente muy negativa por razones históricas obvias, prejuicio al que se suman la falta de becas, el déficit en idiomas, las trabas burocráticas y el miedo a lo desconocido. En conclusión, que se van los mejor preparados o los más osados.

 

El problema es que esa salida al extranjero es obligada por la falta de confianza en el sistema, sea porque los jóvenes piensan que los estudios universitarios les van a servir de muy poco aquí, sea porque las perspectivas laborales en España son muy reducidas, especialmente a partir de la crisis, cuando el paro juvenil ha escalado hasta cotas irrespirables para la mayoría, mientras que los más afortunados logran trabajos temporales y con salarios muy bajos y que poco tienen que ver con su formación. La otra vertiente de la cuestión es que la emigración estudiantil o laboral –recordemos que se van los mejores– provoca un déficit de talento cuyo retorno, además, se hará muy difícil tanto por las oportunidades que encontrará en el país de acogida como por la falta de posibilidades en España.

 

Ni que decir tiene que todo lo que afecta a la formación de la juventud es fundamental. La conclusión de la encuesta, como otras similares, es que estamos ante un fenómeno de mucho calado y que es necesario tomar decisiones de forma urgente. De hecho, algunos sociólogos ya hablan de una generación perdida a causa de no haber encarado la cuestión con la inteligencia y el coraje necesarios. La crisis económica y financiera ha tenido costes muy altos para todos. Pero quizás los que se han llevado la peor parte hayan sido los jóvenes, lo que no es justo ni rentable.

Please reload

Últimas entradas
Please reload

Temas

(+34) 913 697 994

GAD3 es miembro de

  • WAPOR1
  • esomar3
  • Aneimo
  • Negro Twitter Icono
  • Negro del icono de Instagram
  • Icono negro LinkedIn
  • Negro Facebook Icono